• Daniel Valadés

¿Qué es lo mínimo indispensable para que un contrato sea válido?

A la hora de redactar o firmar un contrato es importante tener en cuenta los siguientes elementos esenciales para evitar que el mismo sea inexistente ante los ojos de la Ley Mexicana:

Despacho de abogados empresariales


1. Consentimiento


El consentimiento se define como la manifestación de voluntad, expresa o tácita, por la cual un sujeto se vincula jurídicamente. Hay cuatro elementos del consentimiento que deben hacerse presentes para que este ocurra:


  • Capacidad: la persona que exprime su voluntad debe estar en condiciones de hacerlo, por lo que las dificultades o discapacidades mentales pueden ser razón de invalidez.


  • Voluntariedad: el consentimiento debe darse sin ningún tipo de coerción. Cualquier tipo de chantaje invalidará un contrato automáticamente.


  • Información: debe brindarse la información completa a ambas partes acerca de los riesgos, inconvenientes, beneficios, responsabilidades y demás factores propios de la relación a establecer. Si existiera información relevante que fuera omitida, el contrato podría no tener validez.


  • Comprensión: los firmantes deben ser capaces de analizar y entender la información que les ha sido presentada. En caso de que este requisito no se cumpla, se podría invalidar el contrato.


Ahora bien, existen dos tipos de consentimiento: el expreso y el tácito.


  • Consentimiento expreso o explícito: se da cuando el consentimiento se expresa bien sea de forma verbal o a través de una firma, quedando registrada la expresión de la voluntad.


  • Consentimiento tácito: no queda reflejado de forma verbal o escrita, sino que es producto de una serie de acciones u omisiones. Por ejemplo, cuando un cliente potencial entra a tu sitio web está aceptando de forma tácita los Términos y Condiciones del mismo.


Para que un contrato sea válido, es esencial que exista el consentimiento de las partes. Es importante resaltar que existen ciertos contratos a los cuales no se puede consentir de forma tácita, sino que es obligatoria la forma explícita.


Ver: ¿Para qué sirve un Contrato de Prestación de Servicios y cuándo lo necesito?


Despacho de abogados empresariales

2. Objeto


El objeto del contrato no puede ser contrario a la Ley. Aunque exista consentimiento mutuo y las partes sean capaces, expriman su voluntad, estén debidamente informadas y entiendan el contrato, si este incurre en alguna ilegalidad será automáticamente inexistente. Por ejemplo, un contrato en el que se comercien armas sin el permiso de la SEDENA, drogas ilegales o cualquier otro tipo de producto o servicio prohibido o cuyo comercio se encuentre penado por la Ley, será automáticamente inválido.


Ver: ¿Cuándo es importante tener un convenio de socios?


Despacho de abogados empresariales

3. Otros factores


Existen factores adicionales tales como los vicios en la voluntad, los cuales condicionan directamente la validez del contrato. Así mismo, para cada contrato único pueden existir factores específicos que comprometan su validez, por lo que es sumamente recomendable apoyarse con un despacho de abogados empresariales no solo para la redacción del mismo, sino para la respectiva y necesaria asesoría antes de firmar un documento.


Si tienes cualquier tipo de duda respecto a tus contratos, te invitamos a contactarnos a través de Whatsapp o por el medio de tu preferencia. En Valadés & Co. somos un despacho de abogados empresariales especializados en apoyar legalmente a emprendedores y empresarios. ¡Solicita una asesoría!